Tres poemas de Emilio Paz Panana

LA DISONANCIA DE PI
Si Pi tuviera final
el mundo sería menos cruel,
creo yo.
Pero si Pi conociera de su final,
estaría creando la próxima arma de destrucción masiva, porque conociendo la
ciencia completa es como se revela la maldad humana.
Pi es como una palabra de Dios:
incomprensible, incognoscible, intratable,

pero aún nos es útil el valor de Pi,
el radio y el diámetro,
la partícula primera matemática.
Si Pi tuviera magnitud de su valor,
la ciencia perdería el misterio de su naturaleza.
Si Pi tuviera valor completo, sin necesidad de redondeos, ya no habría
sacrificios en el altar.
Si Pi tuviera palabras,
sería Dios pidiendo perdón a sus hijos.

 

DELFOS

Pernoctamos a la sombra del ciprés
mientras los albatros sobrevuelan.
La mañana es una ígnea
que pende de la iris
y cae, lentamente, en el terreno infértil

de los albores y de los amores.
Los huesos estallan,
caen sobre el agua,
forman hondas,
golpean la cabeza de los muertos.
Y los cráneos sonríen.
Pernoctamos, dejamos que el sueño vuele
sobre la rajadura de las rocas
penetrando en el tiempo primero
donde el hombre y Dios eran hermanos.
Aquí se revierte el sentido horario
y la luna emerge durante el día
y la síbila se aparece como una poesía
en forma de daga, de puñal,
de aguijón de abeja
que perfora en los sentidos del hombre.
Aquí, el veneno. Allí, la cura.
En nosotros, un Dios que llora.
Este es el tiempo,
mañana será el ayer que no suma,
y, tal vez, Caronte se libere de su condena
mientras recoge las últimas monedas de plata
que dejaran sueltas las fieras.
Pernoctamos, lloramos, tenemos pesadillas,
Delfos observa y se esconde
tras los aros de Saturno.
Anillos, promesas, dioses caídos en primavera.
El sonido de un gato maullando por hambre
y las grietas de las rocas
que suplican por misericordia.

Aquí, la cura. Allí, la heroína.
Mañana, posiblemente, la muerte que nos toca,
pero por hoy pernoctamos
bajo la sombra de un viejo ciprés que huele
al útero de nuestra madre.
Ese deseo imposible de regresar a casa
y saber que la casa se derrumbó
con el paso de los años,
de los meses,
de los días,
de los dioses que no amaron.

 

IN MEMORIAN
En memoria del padre callado
de la madre callada
del niño callado
de la noche callada
de la pinta y de la niña
de sus fantasmas
de sus muertos
de sus huesos pulverizados
que alimentan a los peces,
De la mina, de la mita
del trabajo
de la desventura de ser como Dios.
En memoria de los artistas
de las obras
de los sueños
de los libros quemados
de las cenizas esparcidas

de los perros hambrientos
de los gatos sin leche
de la luna sin sol
porque la luna sin sol
es una mejilla rota
agrietada por el tiempo
que va revelando al ser.
Como el idioma
como el credo
como la poesía
que corta almas.
En memoria
del silencio
que sigue hablando
por los muertos que llegan
y ocupan sus lugares
en la interminable lista
de la memoria
de un Dios que no arde.

 

Foto de portada: Mike Paredes


EMILIO MARTIN PAZ PANANA (Lima, Perú)

Es egresado de la carrera de Educación, especialidad de Filosofía y Religión, por la Universidad Católica Sedes Sapientiae. Autor de «Septiembre en el silencio» (club de Lectura Poética, 2016), «Laberinto de versos» (La Tortuga Ecuestre N° 384, 2018) y «La balada de los desterrados» (Ángeles del Papel Editores, 2019), así como también de la Antología Virtual Discursos Estéticos (Liberoamérica, 2019). Obtuvo el IX Premio Internacional de Cuento y Poesía El Parnaso del Nuevo Mundo 2019 en la categoría de cuento, así como el Mes de las Letras 2017 por su cuento «¿Qué es la poesía?» otorgado por la Fundación Marco Antonio Corcuera. Fue invitado a participar en las V y VII edición del Festival Internacional Primavera Poética de la ciudad de Lima y al XXI Enero en la Palabra en la ciudad del Cusco y al V Festival Internacional de Poesía «Poetas en la Arena» de la Huacachina, Ica. Poemas suyos han sido publicados en diversos medios impresos y electrónicos de Perú, México, Costa Rica, Ecuador, Chile, Argentina, Estados Unidos, India, Rumanía, Colombia,Brasil, Venezuela y España. Poemas suyos han sido traducidos al inglés, rumano, portugués y tamil. Ha participado en diversos congreso, nacionales e internacioanales, de filosofía y ha publicado ensayos académicos en torno a la relación entre estética, educación y poesía.
Actualmente dirige el blog El Edén de la poesía.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s